Uno de los mayores desafíos a la hora de decorar y organizar la habitación de un niño es ver cómo hacer para no dejarnos mucho dinero y que éste sea lo suficientemente flexible para evolucionar con él.

Y es que una de las principales características que tiene que tener una buena habitación infantil es el hecho de poder evolucionar junto con nuestro hijo o hija. Tenemos que tener en cuenta que nuestro hijo pasará por una serie de fases antes de que llegue el lejano día en el que se emancipe y se vaya de casa: primero será un bebé, luego será un niño y más adelante será un adolescente.

Si bien es cierto que muchas familias en algún momento de su vida suelen mudarse de casa a una de mayores dimensiones, o se van de su actual hogar por razones de trabajo, lo cierto es que en muchos otros casos nuestro hijo deberá seguir y viviendo en la misma habitación durante años y años. Por eso, es una necesidad para nosotros y para él que esta habitación pueda ir evolucionando y creciendo con él.

Así, en este artículo te traemos una serie de claves que harán que la habitación de tu hijo pueda evolucionar con él. Desde cómo elegir el tipo de papel pintado pintura de las paredes hasta que tipo de muebles adquirir. Todo suma y todo cuenta a la hora de hacer que la habitación de nuestro hijo crezca con él.

Consejos para tener una habitación que crezca con tu hijo

Habitación infantil con cuna con ruedas

Así, una de las primeras cosas que debes tener en cuenta es la decoración de las paredes. Intenta tener en cuenta cuántas veces vas a pintar en los próximos años. De esta manera, podrás tener una pared con dibujos infantiles que podrás ir sustituyendo por algo más serio a medida que tu hijo crezca. En este caso, uno de nuestros mejores aliados para hacer que la habitación infantil de nuestro hijo se vaya adaptando de forma sencilla y barata pueden ser los vinilos. Estos dispositivos pueden ser retirados e instalados con mucha facilidad permitiendo así la flexibilidad que necesitamos.

Alfombra para bebe

Via Benuta

A la hora de escoger el suelo de la habitación de nuestro hijo tienes que tener en cuenta que va a jugar mucho tiempo en él. Sin embargo, a medida que se hace mayor, esta necesidad desaparecerá. Por eso, uno de los mejores consejos que podemos darte en este apartado es el optar por alfombras especiales para bebés. Las alfombras para bebés y niños pueden tener dibujos como calles del tráfico para que jueguen con ellas a los coches. Cuando se haga mayor bastará con quitarlas y poner un diseño más serio. ¿Ves qué fácil?

Habitación infantil con cuna convertible. Paso 3.

Cuna convertida en escritorio y cama de 200×90 con base 8 cajones cubo.

A la hora de instalar una cuna para tu bebé en la habitación infantil, no olvides el hecho de que en un futuro de veras reservar una parte de la habitación para mesa y silla. Está claro que un bebé no necesita ni una mesa ni una silla de trabajo pero con el tiempo serán ambas una verdadera necesidad. Tal vez puedas aprovechar el cambiador o reconvertir el espacio que está siendo utilizado por él en una mesa de trabajo. No obstante, ten en cuenta que en la medida de lo posible esta mesa debe estar situada cerca de la ventana.

Cuna convertible tapizado naranja

Cuna convertible tapizado naranja

La cuna es otro de los elementos a los que hay que prestar atención a la hora de decorar la habitación de nuestro hijo y tener en cuenta cómo puede evolucionar. Está claro que la cuna es algo temporal. Tienes que prever la manera de quitarla y de sustituirla por una cama. Por ello, nuestro consejo es que no optes por modelos muy caros o que optes por otros modelos que pueden ser convertidos fácilmente en cama.

 

Otros


Entradas
Anterior:

Pin It on Pinterest